Llegará la primavera

JOAQUÍN ECHEVERRÍA ALONSO

En este momento la Pandemia ha pasado a segundo término y este gobierno ha conseguido que sólo se hable de Bildu y de su apoyo, con pacto o sin pacto, a los Presupuestos Generales del Estado.

El estratega que maneja a Sánchez, como si fuera una marioneta, no para de crear distracciones para llevarnos a debatir cosas que sirven para tapar las vergüenzas de este gobierno déspota y derrochador.

A estas alturas ya van más de 60.000 muertes por encima de las que corresponden a las series temporales de defunciones.

En los últimos tiempos, dirigentes de la coalición que gobierna España han llegado a decir públicamente, sin el más mínimo recato, que los viejos sobran, creo que en el sentido literal de la palabra, que ahora les toca a los jóvenes. 

Desde luego a juzgar por las muertes de la residencias de ancianos, durante el tiempo en que Iglesias fue el responsable de las decisiones de como tratar a los enfermos allí internados, parece corroborar que llevaron a término esa aseveración.

Yo creo que los toques de queda y los confinamientos, territoriales o domiciliarios, están cumpliendo francamente bien la función para la que fueron diseñados. La de tenernos domesticados e insultar a los que nos revelamos contra el abuso al que estamos siendo sometidos.

Por lo demás, creo que esta primavera dejará de hablarse de la pandemia o cambiarán los términos de la ecuación. Porque el objetivo internacional estará logrado o se habrán rendido a la evidencia y pensarán que ya no es útil.

En este clima de desconcierto que se ha creado, con todas las mentiras que contó China y todos los daños que se nos hizo con la desinformación, se consiguió que los antisistema pusieran patas arriba el continente americano desde Chile a Canadá. El calentamiento de esta campaña comenzó con una agresión a la Cultura Española y al cristianismo, a la colonización y civilización de América, llegando a destruir la estatua de Fray Junípero Serra.

Banderas de España en recuerdo a las víctimas del coronavirus. Parque Roma, Madrid. (RRSS)

La prensa, en su mayoría, alineada con ese movimiento ha intentado buscar ejemplaridad en los vándalos que destruían la calle y saqueaban las tiendas. incluso se llegó a hablar de heroicidad de alguno de esos vándalos, que armado con una pistola intentaba matar a un adolescente, que había respondido a la petición de la policía a los ciudadanos decentes. La policía había pedido que los ciudadanos salieran apoyarlos en la defensa del orden y de los intereses particulares.

Yo creo que el objetivo de subvertir la situación, e intentar que la política de Estados Unidos de poner orden en el Comercio Internacional y quitar privilegios a China y demás países que sin respetar ni los derechos laborales, ni la libertad de comercio vivían con sus mercancías privilegiadas por la falta de aranceles de los países que se habían desarmado de esa herramienta compensatoria del comercio internacional.

En Estados Unidos hemos visto como los votos por correo emitidos aparentemente después de la fecha aceptable, o los votos tirados a la basura etc. desvirtuaban el resultado electoral y cuando Trump que se pasa el día haciendo alardes y payasadas, reacciona recurriendo contra las irregularidades se lo acusa de no respetar la democracia.

Pero vuelvo a la fecha, en primavera habrá un nuevo presidente de los Estados Unidos, sea el anciano senil, Biden, al que se acusa de pedofilia y no sé cuántas cosas más, o el que ya estaba, Trump, que ha hecho un montón de cosas desconcertantes en cuanto a sus alardes, pero que ha puesto un cierto orden a la agresividad de Corea del Norte y en la relaciones del Oriente próximo, que tiene muy nerviosos a los sistemas autoritarios del Este y a la Progresía Internacional, los pacifistas no quieren la paz, quieren el poder a toda costa, incluida la miseria para millones de ciudadanos.

Por esas fechas habrá multitud de vacunas y me temo que España comprará cosas tan inútiles como las vacunas de la Peste Aviar que caducaron en nuestros almacenes, más de 16.000.000 de unidades, o los respiradores inútiles que compró el ministro filósofo, me refiero a Illa, o las mil importaciones hechas por este gobierno sin ningún control a precios muy superiores a los de mercado.

Con todo lo anterior, los estrategas de esta campaña, habrán cumplido el objetivo de apoderarse de todo, o caso contrario desistirán de ese objetivo porque les hará más daño mantenerse en esa línea.

Mientras, en España, un antisistema seguirá gobernando el Centro de Inteligencia y espero que el próximo ministro del Interior no sea ese “hombre de paz”, Otegi,  que secuestraba personas y era despreciado por su banda mafiosa terrorista, hasta que lo inventó Eguiguren como el indicado para negociar, el mismo Eguiguren que fue condenado por agredir a su mujer.

Con todo lo anterior, veo un resquicio de esperanza en que esta herramienta de despotismo se deshinchará por perder eficacia y que podamos recuperar nuestras libertades. 

Espero que los empresarios que no hayan sido completamente arruinados puedan recuperar su actividad y de ese modo la economía se vaya recuperando sin estar anclada por la inmovilidad que generan los ERTES, que impiden a las personas ociosas cambiar de actividad por miedo a perder las pagas prometidas que por ahora no perciben.

Por último espero que podamos volver a vivir una vida de libertades y relaciones sociales. Que podamos volver a vivir con menos miedo del que vivimos ahora.


close

Publicado por Joaquín Echeverría Alonso

Ingeniero de minas . Aficionado a contar historias más o menos reales.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: