Antonio Maestre o el Fomento de la idiotez

Antonio Maestro tonto

CARLOS LUQUE FLÓREZ

Como siempre, navegar por Twitter es un arma de doble filo. Basta con hacer un mínimo scroll para encontrar desde referentes intelectuales a encefalogramas planos, de usuarios cargados de una ingeniosa vis cómica a sosos redomados que harán gracia a sus madres. Del mismo modo en este inverosímil ecosistema «conviven» personas capaces de alegrarte el día y gentuza dispuesta a amargártelo. Todo ello y mucho más sin olvidarnos de los Migueles Lacambras de turno…Por supuesto.

Hete aquí que ayer abro Twitter y me encuentro la siguiente conversación entre uno de los referentes (así les va) de la izquierda patria y un periodista de ‘El Mundo’.

Bien, puesto que es un tema que me toca de cerca no he podido evitar dedicar unas líneas al lelo sectario que Antonio Maestre encarna.

Veamos, Toñín no duda en invertir 60 segundos de su tiempo para señalar y estigmatizar a los hijos de la diputada popular Ana Beltrán, hasta ahí todo normal dentro del ideario de los zurdos; envidia y sectarismo a partes iguales. Maestre y los de su cuerda se proclaman adalides de la igualdad social y luego son los primeros clasistas en discriminar y rechazar a aquellos que deciden libremente invertir su dinero en lo que les dé la puñetera gana.

Más allá de esto, el tuit del ababol nos brinda una nueva muestra de que para la izquierda la verdad no importa, sólo el mensaje. ¿Qué importa mentir tratando de manipular a la gente si así consigo volcar mi odio? Nada, como siempre.

En su conversación con Díaz-Guerra Toñín asegura que los colegios de Fomento forman parte de una red del Opus Dei para que los chavales «lerdos» aprueben, y es que para el tertuliano marrano los «niños bien» no son capaces de sacarse el bachiller sin ayudas.

Analicemos por partes. Viajemos a la cabecita de chorlito de Maestre y supongamos que está en lo cierto y que en «Fomento Fundación» inflan los expedientes de sus alumnos. A todos nos parecería mal. Pero que esta aseveración venga de un tipejo que defiende al Gobierno que se ha propuesto crear la generación más necia de la historia…manda huevos la cosa. Criticaría de Fomento lo mismo que se va hacer ahora: palmadita en la espalda y a pasar de curso, ¿qué importa el conocimiento adquirido?

Sin embargo y por fortuna sé que el malote de la chupa de cuero no puede estar más equivocado. Estudié en el Colegio de Fomento Montearagón en Zaragoza así que las palabras de este troglodita me afectan directamente.

Me gustaría que me explicasen cómo puede ser que en una serie de colegios donde te regalan el título la tasa de aprobados en los exámenes de acceso a la universidad este último año sea del 100% y la nota media un 8. ¿Será que los alumnos se aprenden todo en un mes? Puede ser, o quizá sea que la metodología empleada es la adecuada porque se dedican a enseñar y no a adoctrinar en mensajes identitarios ridículos como en una parte significativa de la educación pública.

Maestre quizá pueda explicarme cómo siquiera es posible que de un colegio que se dedica a vender títulos salgan habitualmente las mejores notas de selectividad. Misterios.

Lo que no es misterioso es el reciente afán del desGobierno por cargarse a las nuevas generaciones para convertirles en ovejas de un redil morado y eco-friendly en el que no importa que seas un borrego medio imbécil si balas los dogmas impuestos.

En definitiva, Toñete, permíteme un consejo, bueno, mejor dos. Primero, cómprate camisetas de una talla más que da pena verte embutido. En segundo lugar, si pierdes un minuto para demostrar que eres un clasista, moléstate en perder otro para evitar quedar, una vez más, en ridículo

PD: Tengo clara una cosa. Y es que Antoñito no sería tan ceporro si hubiera ido a un colegio del Opus. 

 «La diferencia entre la educación totalitaria y la educación liberal estriba en una distinción de lo más sencilla: la primera prescribe lo que hay que pensar, la segunda enseña a pensar»

Jean-François Revel

close

Publicado por Carlos Luque Flórez

Periodista polivalente. Soy de Aragón, la tierra noble.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: