De Vils a Vallecas

La campaña electoral madrileña acaba de empezar y me recuerda a la catalana; Vallecas a Vils.

Barcelona, que no tenía nada que envidiar a Madrid, tuvo la oportunidad de ser la ciudad vanguardista de España, esa oportunidad la doblaron, cual papel de canuto, y la quemaron. Que le vamos a hacer si quiso pegarse tiros en los pies, más nos pesa a los demás: a sus comerciantes, sus hosteleros, sobre todo.

Pedradas de paz en Vallecas

El 2 de abril de 1939 millones de españoles se despertaron con la ilusión de recuperar la paz. El 21 de octubre de 2011, aunque reticentes, toda España amaneció aliviada y emocionada. Pero dicen que mala hierba nunca muere, el mal siempre encuentra un resquicio de estupidez por el que entrar en nuestras vidas. Y ese resquicio de estupidez tiene nombre y apellido: Unidas Podemos.

A %d blogueros les gusta esto: