Lo que hay

Donde hay justicia es un peligro tener razón

PABLO DÍAZ. ABC

ADOLFO GARCINUÑO GIL

Andando, andando y andando nos hemos plantado en este mes de diciembre; lo que quiere decir que el final de este 2021 se nos empieza dibujando al horizonte y, justo en este lugar de la travesía, se me antoja muy necesario hacer un pequeño repaso de los descarrilamientos de esta caterva de ovejas y carneros al mando del Reino de España.

​La ruleta rusa es un juego en el que el azar es el dueño del destino de aquéllos que se sientan a la mesa. Una bala, una vuelta. Clack. Así como el chantaje es algo parecido a la presión que se ejerce sobre alguien con el objeto de conseguir algún provecho.

​Pedro Sánchez en una rabieta de alcanzar el poder sentó a España en una mesa y no ha parado de jugar con ella a la ruleta rusa, cediendo ante los chantajes de sus socios totalitarios. Quien cede a un chantaje pierde el control de los tiempos. Una vuelta. Clack.

​La gestión eficaz de los recursos orientada a garantizar un progreso desaparece en cuanto este Gobierno acciona el botón propagandístico de la cisterna. La macedonia de capones que las ovejas y carneros propinan al Estado de Derecho, a la Constitución de 1978 hace tambalear los cimientos de las más altas instituciones: el Ministerio Fiscal, desplomado en la lona, sigue pidiendo diez segundos más. “Lola la que bebe de mi copa”.

​El revisionismo histórico permanente al que está sometido España revuelve el pasado más denigrante. Cuanto peor le va a Sánchez más lenguaje guerracivilista tienen los españoles. Se pretende imponer una ley a la memoria: una memoria que niega la Historia. No hace falta ninguna ley para tener piedad para los asesinados. La política carneril se basa en la negociación de la Transición.Una vuelta. Clack.

​El Gobierno español pasa por tres etapas, que están orientadas a velar por sus intereses, señalando a medios de comunicación, y arrasar con el bienestar de sus ciudadanos, extendiendo un odio ideológico con mentiras. El odio es la simiente con el que el sanchismo pretende enredar a la ciudadanía para que no se vote al centro – derecha.

​Estas tres etapas las pudimos ver, por ejemplo, con los indultos a quienes fueron condenados por llevar una serie de actuaciones. Sin arrepentimiento y con perdón. Botifler Sánchez–. Con el blanqueamiento del brazo político de una banda terrorista, las hemos podido volver a ver: en un principio pactar con el brazo político de ETA causaba sarpullidos; más tarde esa descalabrada idea siguió negándose, pero se empezó a hacer ver que era una posible solución ¿digna? Por último, ese acuerdo cayó, como fruta madura del árbol, sin que haya nada de reprochable en él.

​Allí donde más se ataque a la Constitución, más fuerte ha de ser la defensa de los símbolos nacionales.

​Hemos visto como se celebraba, como si de una de las mayores hazañas democráticas se tratase, el fin de los recibimientos a asesinos en serie. La verdadera victoria se conseguirá cuando no haya nadie quien quiera homenajear a quienes mataron un nombre de un proyecto totalitario.Cabe recordar que el proyecto político que perseguía la banda terrorista ETA no ha desaparecido, lo que desaparecieron fueron los atentados. Vuelta. Clack.

En Cataluña, son los padres quienes tienen que abanderar la lucha judicial para que sus hijos puedan estudiar en castellano, una de las mayores aportaciones de España al mundo, y plantar cara al delirio de unos pocos. Son los padres quienes han de hacer de centinelas de nuestra lengua ante el poder de un gobierno Autonómico racista ideológico y sectario, que ha llegado a la conclusión que la declaración de independencia se le queda corta, que es mejor imponer el totalitarismo. ¿Otra vuelta?

​El nazismo comenzó cuando los primeros nazis empezaron a manifestar su malestar al vecino que se relacionaba con gente de origen judío. Este malestar desencadenó en la llamada Noche de los Cristales rotos, en 1938, cuando se atacó sin compasión a la población judía en Alemania, Austria y República Checa.

​No podemos seguir mirando a otro lado: en Cataluña se está imponiendo el nazismo a pasos agigantados.

​Al filo de 2022, en esta España te puedes encontrar desde un indulto otorgado a una mujer que abusó de su hijo de 3 años, el tratar como apestado a un niño de 5 años a una huelga de juguetes. ¿Qué pasó con las menores prostituidas en Baleares? ¿Alguna explicación? ¿Alguna comisión de investigación? Alguien tendrá que ser el responsable.

Este Gobierno en cada una de sus declaraciones regüelda. Qué consejos les daría Don Quijote, previamente embestidos, a este ejército de ovejas y carneros. “Sobre el cimiento de la necedad no se asienta ningún gran edificio”. –De los consejos segundos que dio Don Quijote a Sancho Panza–.

Pd; y sólo estamos al filo de 2022. En algún momento el Gobierno tendrá que recoger lo sembrado, que caerá sobre él como meteorito sobre dinosaurio.


close

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: